Get Adobe Flash player

Visitantes ahora...

Hay 27 invitados y ningún miembro en línea

El pasado 17 de Julio se llevó a cabo el 34° Aniversario de la Brigada Blindada (antigua Brigada de Infantería N° 5).
Dicha ceremonia contó con la presencia del Sub Secretario del Ministerio de Defensa Nacional Dr. Jorge Menéndez, SS.OO. Generales, Oficiales Superiores, Jefes, Oficiales y Personal Subalterno, así también como invitados especiales y medios de prensa.
Durante el desarrollo del acto, además de la palabras del Comandante Brigada, Cnel. José H. Díaz Vecino se hizo reconocimiento al Sgto. Angel Borba el cual pasó a situación de retiro obligatorio computando 30 años de servicio.
La ceremonia finalizo con un desfile de los vehículos Blindados y Mecanizados de las UU.DD.

Palabras alusivas del Sr. Comandante de la Brigada Blindada

Nos encontramos reunidos en este histórico cuartel para celebrar el 34°aniversario de la creación de esta Gran Unidad, 1° bajo su nueva denominación de Brigada Blindada.
La misma fue activada un 11 de Julio de 1979 por la OCGE 7908 como Brigada de Infantería No. 5, nucleando a las Unidades Básicas del Arma de Infantería pertenecientes a la Reserva General del Ejército.
Ya desde sus primeros años de existencia se convirtió en un referente dentro del Arma y del Ejército, merced a la dedicación de sus soldados, el singular espíritu de cuerpo y compromiso de sus Batallones, donde la rigurosidad en el entrenamiento de sus hombres, la constante preocupación por el mantenimiento y mejora de sus medios blindados y mecanizados, la búsqueda e introducción de nuevas especialidades de combate y medios para la instrucción, fue la norma.
Hoy el proceso de reorganización del Ejército Nacional ha determinado la transformación de la Brigada de Infantería No 5 en una nueva Gran Unidad Táctica Elemental.
Asistimos pues al alumbramiento de una nueva organización, alumbramiento que como todos, tuvo sus dolores y emociones, entre ellos, el abandonar nuestros tradicionales y emblemáticos cuarteles en la Guarnición de Montevideo, para ser desplegados en las Guarniciones de Durazno y Florida.
Es entonces que este momento, que me permito calificar de histórico, nos encuentra abocados a la difícil tarea de la reconstitución de los Batallones de Infantería Blindado No. 13 y de Infantería Mecanizado No. 15 y a la vez integrarlos en una Gran Unidad que combina medios blindados y mecanizados de Infantería y Caballería.
Este es nuestro desafío del presente, este es el puesto de combate que la historia nos ha asignado, así como a otros camaradas en otros tiempos, les tocó la gloriosa tarea de forjar la Patria en las heroicas jornadas de lucha por nuestra independencia, o en las fratricidas guerras que finalmente nos consolidaron como Nación o más recientemente en defensa de las Instituciones Democráticas.
La misión no es fácil, las tareas son múltiples, debemos optimizar los recursos disponibles, agudizar el ingenio para encontrar soluciones donde a simple vista solo se ven problemas, pero por sobre todas las cosas, liderar a nuestros hombres en este cambio. con seriedad y compromiso, mantener el espíritu que nos ha caracterizado y contagiarlo a todos los niveles de la nueva organización.
En este proceso solo dejamos atrás nuestros viejos cuarteles, porque hemos traído en nuestras mochilas todas esas virtudes que han hecho de nuestros soldados, tripulaciones y Unidades un referente de profesionalismo y amor al servicio, también nos acompaña el emocionado recuerdo de nuestros camaradas caídos en el cumplimiento de la consigna de su puesto de guardia, es su sacrificio, el que nos motiva.
Debemos entonces moldear una nueva cultura, la cultura del Blindado y hacer de esta Gran Unidad un lugar para su culto, donde se crea como en un acto de fe, en un fin superior: “el cumplimiento de la Misión asignada”.
Un lugar donde se crea como en un dogma, que el medio para cumplir con ese fin superior es: “prepararse para el Combate”.
En esta nueva Brigada existe una trinidad esencial, que materializa lo que se cree: el hombre, el blindado y el espíritu. 

El Hombre: Es el Soldado, integrante de nuestras tripulaciones y equipos de mantenimiento, que son quienes imponen su voluntad a la máquina.
Soldados que haciendo gala de iniciativa, abnegación y espíritu de cuerpo, harán posible reconstituir las capacidades operativas de esta Brigada Blindada.

El Blindado : materializado por los medios de combate presentes en formación ante ustedes, los Tanques, Vehículos de Combate de Infantería y Transportes Blindados de Personal que son los principales medios que la Patria ha puesto en nuestras manos para su defensa.
¿Qué son ellos en nuestra organización?, son nuestra razón de ser, son el único medio apto para cumplir la Misión que se nos ha asignado.
Podrá decirse que no son modernos, y no lo son, pero nos fueron confiados y en nuestras manos aún viven, que nadie lo dude. 
Y a la espera de nuevos medios de combate, los mantenemos y hasta mejoramos, porque sabemos que sin ellos no hay movilidad y potencia de fuego, acción de choque y protección blindada. Sin ellos nos falta cuerpo y alma.

El Espíritu: Es el alma del Blindado, inspira al Soldado y al Tanquista y le da vida al Vehículo Blindado que tripulan.
Es intangible, invisible, difícil de valorar, pero es omnipotente y omnipresente en todas nuestras acciones. 
Ese Espíritu Blindado, que se ha forjado, por más de cincuenta años en nuestra Infantería y Caballería, hoy debemos amalgamarlo en una nueva cultura, la Cultura Blindada. 
Una cultura difícil de recrear, pero fácil de mantener, porque ya ha moldeado la conducta de los Soldados que hoy forman a nuestro frente. 
Pretendemos que en ese espíritu y en el entrenamiento de nuestras tripulaciones, más allá de blindajes o cañones se base nuestra verdadera Potencia de Combate.

Esa es pues la trinidad esencial que nos define, y que a partir de hoy nos identifica, como el elemento con la mayor Potencia Relativa de Combate del Ejército Nacional, por eso estamos orgullosos de nuestro destino. 

Para finalizar, quiero agradecer a todos aquellos que a lo largo de este pasado año nos han apoyado y continúan apoyando en este proceso; al Regimiento de Caballería Blindado No.2 cuya actitud profesional, permanente disposición y camaradería han facilitado nuestra tarea y su integración a la nueva Brigada, materializando con sus acciones el concepto de Caballeros; a la Brigada Aérea II que nos ha recibido en la Guarnición como los hermanos de armas que son, augurando un futuro de cooperación y operación en conjunto, y al pueblo de Durazno por su cálida acogida que nos ha hecho sentir en nuestra casa de inmediato.
Quiero expresar mi especial reconocimiento, al Bn. I. Parac. No. 14 por todos estos años de trabajo en conjunto, Su subordinación, lealtad, compañerismo y profesionalismo prestigiaron a la Brigada de Infantería No.5, cualidades que sin duda le harán brillar con luz propia en esta nueva etapa.
A los servidores pasados de la Brigada de Infantería No. 5 y de los Batallones de Infantería Blindado No.13 y Mecanizado No. 15 que comienzan una nueva etapa de su servicio militar en otras unidades, nuestros mejores deseos de ventura personal y profesional, seguros de que sabrán ganarse su lugar en donde hayan sido destinados, tienen sobradas credenciales para ello; en el Personal Retirado que hoy homenajeamos, va también implícito nuestro reconocimiento.
Permítaseme en este momento de agradecimientos dirigirme a mis soldados y sus dignas familias, que con ejemplar renunciamiento y espíritu de cuerpo no vacilaron en compartir la suerte de sus Unidades, me siento particularmente orgulloso de todos ustedes y muy agradecido.
Un cordial y afectuoso saludo a los hombres y mujeres de esta Brigada que nos representan cumpliendo Misiones Operativas de Paz en el Congo, Haití y el Sinaí, junto con nuestros deseos de un pronto y seguro retorno a casa.
Finalmente, con todos los presentes como testigos, invito a nuestros hombres a hacer juntos un voto de honor:
Que seremos el puño de acero del Ejército, duros en la fatiga y fieros en el combate.
Que siempre reclamaremos para nosotros los puestos de mayor riesgo
Y que nuestros cañones…
Serán lo primero que el enemigo tema y serán lo último que el enemigo vea.

¡BLINDADOS! 

IMÁGENES